¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.
Más info - Cerrar
icono-movil
(+34) 629375512

Declaraciones nutricionales habituales

Declaraciones nutricionales habituales
17/09/2018

Se entenderá por “declaración nutricional”,  cualquier declaración que afirme, sugiere o dé a entender que un alimento posee propiedades nutricionales benéficas específicas.

,

Se entenderá por declaración de “propiedades de propiedades saludables”, cualquier declaración que afirme, sugiera o dé a entender, que existe una relación entre una categoría de alimentos o uno de sus constituyentes y la salud.

Es importante saber que todas las posibles declaraciones nutricionales (todo lo que posee alimento) están contempladas en el Reglamento (CE) Número 1924/2006, donde también aparecen especificados los requisitos que este debe cumplir.

Para que un alimento utilice una declaración nutricional o de propiedades saludables, es necesario cumplir una serie de principios generales y otras obligaciones adicionales que exige el Reglamento (CE) 1924/2006.


Entre las declaraciones nutricionales más habituales podemos encontrar:

ü Light: un alimento puede contener la declaración de light si al menos, se ha reducido su aporte energético, en un 30%.

ü Sin grasa: solamente podrá declararse que un alimento no contiene grasa, así como efectuarse cualquier otra declaración que pueda tener el mismo significado para el consumidor, si el producto, no contiene más de un 0,5 gr. De grasa por cada 100 gr. O 100 ml.

ü Sin sal añadido: si no se ha añadido al producto sal o sodio, ni ingrediente alguno como sodio o sal añadidos y siempre que el producto, no contenga más de 0,12 gr. De sodio, o su valor equivalente de sal, por 100 gramos o 100 ml.

ü Fuente de fibra: podrá declararse que un alimento es fuente de fibra, si el producto contiene como mínimo 3 gramos de fibra por 100 gr. O como mínimo 1,5 gramos de fibra por 100 kcal.

ü Alto contenido en fibra: cuando el producto contiene como mínimo 6 gr. de fibra por 100 gr. O 3 gr. De fibra por 100 kcal.

ü Alto contenido en proteínas: si las proteínas aportan como mínimo el 20% del valor energético del alimento.

ü Sin azúcares: si el producto no contiene más de 0,5 gr. De azúcares por 100 gr. O 100 ml.

ü Sin azúcares añadidos: si no se ha añadido al producto ningún monosacárido ni disacárido, ni ningún alimento utilizado por sus propiedades edulcorantes. Si los azúcares están naturalmente presentes en los alimentos, en el etiquetado deberá figurar asimismo la siguiente indicación “CONTIENE AZÚCARES NATURALMENTE PRESENTES”.

ü Bajo valor energético: si el producto no contiene más de 40 kcal (170 kj)/100 gr. En el caso de los sólidos o más de 20 kcal (80 kj)/100 ml en el caso de los líquidos. Para los edulcorantes de mesa se aplicará un límite de 4 kcal (17 kj) por porción, con propiedades edulcorantes equivalentes a 6 gr. De sacarosa (una cucharita de sacarosa aproximadamente).

Artículos Relacionados

Comentarios noticias

Nadie ha publicado todavía ningún comentario. Sé el primero en publicarlo.

Deja tu comentario

Para enviar un comentario debes aceptar nuestra política de privacidad.

  • Responsable de los datos: Ana Vidal dietista
  • Gestión y moderación de comentarios.
  • Legitimación: Tu consentimiento expreso.
  • Destinatario: Ana Vidal dietista
  • Derechos: Tienes derecho al acceso, rectificación, supresión, limitación, portabilidad y olvido de sus datos.
He leido y acepto el aviso legal y la política de privacidad


Entérate de todas nuestras ofertas y promociones.

Contacto

  • Ana Vidal dietista
  • 629375512
  • ana@anavidaldietista.com

Newsletter

Subscríbete a nuestro boletín

Miembro de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación. Socio Número: 2184

Miembro agregado a la Academia Española de Nutrición y Dietética. Socio Número: 2867

© Ana Vidal dietista todos los derechos reservados.